4 mitos sobre el Asperger que muchos están creyendo

4 mitos sobre el Asperger que muchos están creyendo

mitos sobre el Asperger

El ser Asperger no es una discapacidad de ninguna manera.

Queremos empezar con esta aseveración porque hemos visto que algunos reportajes y documentales independientes han tratado este tema como una discapacidad y nos parece una barbaridad.

Más allá de los términos que usamos en psicología como el uso de la palabra trastorno, el asperger es una condición neurológica diferente.

Más sobre la palabra trastorno.

El uso de esta palabra es requerida en el campo de la psicología porque nos ayuda a delimitar los diferentes descubrimientos y pecualiaridades del funcionamiento del cerebro humano.

Aunque suene peyorativo, no lo es. Es sólo que en nuestro campo es necesario hablar de trastornos.

Sin embargo, este artículo intenta aclarar el cómo debe tratarse en el ámbito social y familiar, no con el objetivo de utilizar eufemismos, sino todo lo contrario.

Hemos usado tanto la palabra trastorno para referirnos de condiciones como el Asperger que se hace necesario ciertas puntualizaciones para los padres, maestros y personas que conocen o tratan a un Asperger.

Descripción de un Asperger:

Ciertamente encontrarás mucha información de esta forma neurológica de ser, en Internet, pero nosotros hemos querido recopilar algunos mitos sobre el Asperger.

El Asperger como condición, no tiene características estrictas que nos sirva para reconocer a simple vista. Es más bien un conjunto de características que se presentan en diferentes niveles e incluso algunas pueden estar ausentes.

Por ejemplo:

1. Mirar a los ojos.

Se dice que los Asperger no sostienen la mirada, pero eso, es completamente relativo.

Esta característica se presenta en distintos niveles. Algunos pueden mirar a los ojos por breves momentos mientras conversan, otros no tienen problemas con hacerlo y otros han aprendido a hacerlo.

2. Son maniacos con la limpieza

No es una característica. Si bien muchos Asperger pueden ser maniacos con este tema, la verdad es que las manías van relacionadas a cualquier ámbito de su interés. Y esto es particular. Es por ello que muchos Asperger, tienen no tienen nada que ver con la limpieza excesiva y por el contrario algunos pueden llegar a ser desordenados como cualquier persona.

3. Se parecen a Sheldon Cooper

Cualquiera que ve la serie cómica The Big Bang Theory, puede pensar que un ASperger puede verse como Sheldon Cooper. Lo cierto es que ese personaje, dentro de lo que podemos rescatar como construcción de esta en condición en el personaje, es que podría ser un alguien con una condición muy marcada o una caricatura de un Asperger.

Muchos Asperger, pueden parecer personas a simple vista como cualquiera.

4. Son fríos y poco empáticos

La verdad que tampoco es tan cierto. Esta afirmación es más bien, producto de la observación y por ende es un juicio más por lo que parece que por aquello que pasa en su cerebro.

Un asperger en muy lógico. Así funciona su cerebro. Lo cierto es que si todos fuéramos más lógicos, pareceríamos que somos fríos y poco empáticos.

Pero eso no querría decir que no tenemos sentimientos.

En el Asperger, sucede precisamente ello. No es que carezcan de sentimientos, sino que el momento en que se manifiestan dentro de uno es distinto al de los demás.

5. No les interesa estar con otros personas

Este mito es muy importante deshacerlo porque cuando vemos un Asperger aislado no necesariamente se la puede estar pasando bien. Sino que está resignando el esfuerzo de encajar.

En su desconocimiento de cómo integrarse con los demás, prefiere estar sólo.

Muchos muchachos Asperger han sabido refugiarse en su condición prefiriendo estar sólo y manifestándolo así, pero en realidad sienten una gran frustración por no tener esa habilidad de fácil integración que parece muy natural en los demás.

¿Conoces a alguien Asperger? Comenta con su familia sobre lo que acabas de aprender o compárteselo. 

Muchas personas, no están informadas y tratan al Asperger como un discapacitado en lugar de simplemente intentar técnicas de integración.

 

Post navigation

Deja tu comentario